LLAMA DIPUTADA LETICIA VARELA A NO ABANDONAR ANIMALES POR RUMORES SOBRE CORONAVIRUS

  • Está demostrado que los animales no transmiten este tipo de virus al humano

 

  • Son de gran ayuda en este momento en que la sociedad debe permanecer en resguardo  

 

Debido a que se ha incrementado el abandono de animales de compañía por una falsa información que se hapropagado en torno a que pueden transmitir el virus Covid-19, la diputada del grupo parlamentario de Morena en el Congreso de  la Ciudad de México, Leticia Varela Martinez, hizo un llamado a dejar de difundir este tipo de rumores que sólo propician el maltrato o abandono de animales.

 

La legisladora refirió tener conocimiento de varios casos de abandono en la capital del país como efecto de la contingencia por el coronavirus, cuando, autoridades en salud han dejado claro que los animales no pueden transmitir este tipo de virus a los humanos.

 

“Conozco ya seis casos de abandono de perritos en la Ciudad de México por falsas ideas de que estos transmiten el Coronavirus. Los perros no te contagian de Covid-19 y esto está comprobado científicamente”, expresó.

 

Varela Martínez agregó que está demostrado que los animales de compañía son de gran importancia para facilitar a los capitalinos el sobrellevar la actual temporada de aislamiento en los hogares.

 

Recordó que los perros y gatos ayudan a bajar los niveles de presión arterial en las personas y aliviar la sensación de estrés que se genera en medio del encierro que se debe llevar a cabo por indicaciones de las autoridades sanitarias.

 

Mexico ocupa en primer lugar en America Latina de animales en situación de calle pues según información proporcionada por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), en todo el país hay más de 23 millones de perros y gatos de los cuales se estima que el 70 por ciento no tienen dueño.

En ese contexto, la legisladora ratificó su llamado a fomentar, en el momento en que la situación lo permita, la cultura de la adopción de mascotas las cuales ya son reconocidas por la Constitución de la Ciudad de México como seres sintientes y con la obligación, por parte de los dueños, de que se les brinde protección.

*****

Compartir esta información