PROPONE MORENA HOMOLOGAR A 65 AÑOS LA EDAD PARA QUE UNA PERSONA RECIBA UNA PENSIÓN POR PARTE DEL ESTADO

 

  • Un 26 por ciento de las personas adultas mayores en México no tienen ni pensión contributiva ni apoyo de programas sociales, lamenta diputado Miguel Ángel Macedo

 

El diputado del Grupo Parlamentario de Morena en el Congreso de la Ciudad de México, Miguel Ángel Macedo Escartín, presentó una iniciativa para reformar la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, con la cual se busca reducir de 68 a 65 años la edad para que una persona tenga derecho a recibir por parte del Estado una pensión no contributiva.

Al presentar su propuesta, el legislador advirtió sobre la situación de vulnerabilidad en la que se encuentra un gran sector de los adultos mayores con escasos ingresos, quienes enfrentan la carencia en el acceso a los sistemas de protección social y salud, lo que afecta sus condiciones de vida.

El diputado Macedo Escartín destacó que el gobierno federal ha dejado atrás los esquemas asistencialistas para dar paso a una verdadera política social, que atiende las necesidades de las personas más vulnerables, entre ellas, las personas adultas mayores, al tiempo que recordó que la administración del Presidente Andrés Manuel López Obrador estableció una pensión de tendencia universal.

El representante popular por el Distrito 29 de Iztapalapa sostuvo que la mayor parte de las personas adultas mayores se encuentra en condiciones de pobreza y sin acceso a un sistema de protección social que les garantice una vejez digna y plena, pues según datos de las propias autoridades, se estima que solo 23 por ciento de las mujeres y 40 por ciento de los hombres tienen acceso a una pensión contributiva.

“Pero lo más grave es que 26 por ciento de las personas adultas mayores no tienen ni pensión contributiva ni apoyo de programas sociales. En ese sentido, las condiciones de desigualdad de las personas adultas mayores con respecto a la sociedad muestran que su situación es similar a la de otros grupos sociales discriminados como los indígenas, personas con discapacidad y las mujeres”, señaló.

Recordó que a partir de 2019, el Gobierno de México creó la pensión universal no contributiva “Pensión para el Bienestar de las Personas Adultas Mayores” con un monto de apoyo por $1,275.00 (Mil doscientos setenta y cinco pesos 00/100 M.N.) mensuales, mismos que se entregan de manera bimestral y directa.

“A junio de 2019, el programa cuenta con un padrón activo de beneficiarios de 7 millones 480 mil 998 adultos mayores, número superior en 46% al padrón a finales de 2018. Del total de beneficiarios 635 mil 022 adultos mayores residen en municipios indígenas y/o afromexicanos”, agregó.

Con la reforma al decimoquinto párrafo del Artículo 4 Constitucional, el legislador de Morena pretende homologar la edad para el derecho de una pensión contributiva a los 65 años de edad, que actualmente solo está contemplada para la población indígena y de afromexicanos, y que este rango de edad se haga extensivo a toda la población.

Para poder realizar estos cambios, el diputado Miguel Macedo solicitó la presentación de su iniciativa con proyecto de decreto ante la Cámara de Diputados del H. Congreso de la Unión, para su análisis, discusión y eventual aprobación.

La Comisión de Puntos Constitucionales e Iniciativas Ciudadanas será la encargada de analizar la viabilidad de la iniciativa presentada ante el Pleno.

 

*****