VA MARISELA ZÚÑIGA PORQUE SE CONTEMPLE EL MALTRATO O DESATENCIÓN COMO CAUSALES PARA NO HEREDAR

 

  • Lo anterior a través de la iniciativa que reforma la fracción XII y adiciona una fracción XIII al artículo 1316 del Código Civil para el Distrito Federal.

 

  • Dicha acción tiene el fin de proteger a las personas mayores y que los sujetos que reciban dichos bienes sean realmente merecedores.

 

La Diputada Marisela Zúñiga Cerón, integrante del Grupo Parlamentario de Morena en el Congreso de la Ciudad de México, presentó ante la Comisión Permanente de este Órgano Legislativo la iniciativa que reforma la fracción XII y adiciona una fracción XIII al artículo 1316 del Código Civil para el Distrito Federal, con el fin de que se contemple el maltrato o desatención como causales para inhabilitar el poder recibir una herencia.

Al respecto, la también Presidenta de la Comisión de Inclusión, Bienestar Social y Exigibilidad de Derechos Sociales del Congreso local explicó que dicha acción tiene el fin de proteger a las personas mayores y que los sujetos que reciban dichos bienes sean realmente merecedores.

“El derecho de recibir una herencia no es algo que se dé en forma automática o simple, debido a que, en algunos casos, debemos ser merecedores a este derecho o distinción, de lo contrario se configura una incapacidad de recibir, la cual se ha constituido con el único propósito de proteger los intereses de la persona que deja sus bienes”, manifestó.

Añadió que aunque el Código Civil local ya contempla supuestos para inhabilitar una herencia, no se advierte una causal específica que contemple el maltrato o la desatención que reciben muchas personas mayores por sus familiares o terceras personas.

“Actualmente, dichas disposiciones resultan insuficientes, debido a que no se inhabilita por conductas de acción u omisión, como algún daño o sufrimiento psicológico, físico, patrimonial, económico; siendo estas las que mayormente padecen las personas mayores”, aseguró.

Aunado a lo anterior, comentó que adicionalmente hay causales que exigen que exista una condena penal previa para ser inhabilitado, situación que se torna compleja debido a que muchas de estas conductas nunca llegan a denunciarse.

Ante estas cuestiones, Zúñiga Cerón reiteró la necesidad de desarrollar normas legislativas que abonen al fortalecimiento y consolidación del principio de protección a la persona mayor, para incrementar el sentido de responsabilidad que los hijos e hijas, así como otros familiares cercanos, deben tener respecto a sus padres y madres de edad avanzada.

“Esta medida es una de las tantas vías que pueden implementarse para consolidar aquellas obligaciones de cuidado y atención que se deben observar para un grupo de población que a nivel constitucional en la Ciudad de México, asumen el carácter de atención prioritaria”, finalizó.

*La iniciativa propone incluir en el catálogo de situaciones o personas incapaces de heredar, el supuesto de aquellas que hayan realizado en contra del autor de la sucesión, siendo este una persona mayor, conductas de acción u omisión que causaren algún daño o sufrimiento psicológico, físico, patrimonial, económico, sexual o la muerte, así como cuando incurrieren en discriminación, abuso, explotación, aislamiento, abandono, desamparo, marginación, que pongan en riesgo a dicha persona, bienes o sus derechos.

 

*****