TRABAJO DE CUIDADOS, TAMBIÉN ES TRABAJO

  • Inician las mesas de trabajo del Foro “Rumbo a una legislación para el Sistema de Cuidados en la Ciudad de México”.

 

  • “El derecho al cuidado es un derecho humano, y como tal debe ser privilegiado”, Paula Soto

 

  • Participaron instituciones, instancias de gobierno y sociedad civil.

 

 

El trabajo no remunerado de los hogares representó el 23.3% del Producto Interno Bruto en México en el año 2017, de acuerdo con la cuenta satélite del Instituto Nacional de Estadística y Geografía, mencionó la diputada Paula Soto Maldonado, al inaugurar el foro “Rumbo a una legislación para el Sistema de Cuidados en la Ciudad de México”.

 

La Presidenta de la Comisión de Igualdad de Género del Congreso de la Ciudad de México, explicó que realizar trabajos de cuidado no remunerados, no reconocidos y sin el apoyo adecuado, afecta a las personas que lo realizan, ya que se pueden ver efectos económicos y personales-emocionales.

 

“Los aspectos económicos han sido considerados costes del cuidado, que son aquellos gastos que implican dinero o equivalentes al dinero, y que afectan al estándar de vida. Los costes personales-emocionales implican el deterioro de cualquier dimensión de la calidad de vida individual, como el bienestar en la salud física, en las relaciones y actividades sociales y en la salud psicológica”, abundó.

 

Soto Maldonado, señaló que son las mujeres las que dedican más tiempo que los hombres al cuidado, y que el tiempo desglosado por población en situación de dependencia, muestra que el cuidado de niñas y niños de 0 a 14 años de edad es el que más tiempo implica, 46.99 horas semanales; seguido del cuidado de personas con discapacidad, al que se dedican 29.9 horas semanales; en el cuidado de personas enfermas, las mujeres invierten 28.10 horas semanales; y en el de personas de 60 años o más, 24.5 horas a la semana.

 

La diputada de Morena puntualizó que la invisibilidad que los cuidados han tenido en los contenidos de las agendas políticas, pone en evidencia que es indiscutible la necesidad de tomar medidas de política pública ante algo que pasa por el reconocimiento y la redistribución social del trabajo, y exige el compromiso para que se haga efectiva la aplicación de un derecho universal.

 

“El derecho al cuidado es un derecho humano, y como tal debe ser privilegiado; el trabajo de cuidados, también es trabajo. Para todas las personas, todos los derechos”, afirmó Soto Maldonado.

 

Por su parte, la Secretaria de las Mujeres de la Ciudad de México, Gabriela Rodríguez Ramírez, dijo que hablar de un Sistema de Cuidados es reconocerlo como un trabajo en donde hay un esfuerzo que tiene una dimensión afectiva, económica y física, el cual ha estado feminizado a tal grado que en este país, el 75 por ciento es realizado por mujeres.

 

“Para impulsar el Sistema de Cuidados es muy importante el desarrollo del marco legal y realizar un conjunto de actividades, programas integrales, en toda la ciudad, para ser real el que cada una de las y los ciudadanos de esta ciudad, ejerzamos el derecho al cuidado”, subrayó la funcionaria.

 

Martha Juárez Pérez, titular del Centro de Estudios Legislativos para la Igualdad de Género del Congreso Capitalino, apuntó que el tema de cuidados ha estado en el ámbito de lo privado y tiene que empezar a ser un tema de discusión pública, porque atañe al desarrollo de la vida de la economía del bienestar.

 

Durante el primer día se desarrollaron dos mesas de trabajo, la primera fue “El cuidado en la Ciudad de México”, donde participaron Margarita Garfias de la Red de Cuidados en México y Ana Rosa Arias, Coordinadora de Gerontología del Instituto para el Envejecimiento Digno de la Ciudad de México.

 

La segunda mesa abordó el tema “La corresponsabilidad en el cuidado”, el cual contó con la Maestra Friné Salguero, Directora del Instituto Liderazgo Simone de Beauvoir; Ricardo Fuentes Nieva, Director Ejecutivo OXFAM México; y Yazmín Pérez Haro, Directora general de Igualdad Sustantiva de la Secretaría de las Mujeres de la Ciudad de México.

 

 

*****