URGENTE TIPIFICAR FEMINICIDIO INFANTIL: AGUILAR SOLACHE

  • La violencia es una de las más grandes barreras para que las niñas, niños y adolescentes puedan ejercer sus derechos, crecer y desarrollarse.

 

 

Ante el incremento de la violencia en contra de las mujeres y niñas en la capital del país, la diputada local de Morena, Guadalupe Aguilar Solache propuso castigar con 20 años de prisión a quienes atenten contra la vida de una menor en la Ciudad de México.

 

“Es imperante la necesidad de tipificar de manera puntual el feminicidio infantil, pues ello representa el fracaso de una sociedad y refleja un problema estructural que se va agudizando y nos duele como mexicanas y mexicanos”, sustentó desde la palestra.

 

Aguilar Solache enfatizó su molestia por la violencia que a diario sufren muchas mujeres mexicanas, pero nos aterra más que nuestras niñas sean víctimas de feminicidio, aseveró.

 

La legisladora mencionó que la Red por los Derechos de la Infancia en México registró que mientras en 2018 se cometieron siete feminicidios infantiles al mes, durante el 2019 la cifra aumentó a ocho por mes, “es alarmante que de acuerdo a la ONU México haya sido catalogado en 2019 como primer lugar en feminicidios, en una relación de 24 países”.

 

Para la diputada de Morena y Vicepresidenta de la Comisión de Igualdad de Género en el Congreso capitalino, resulta lamentablemente la violencia y los feminicidios infantiles pero reconoció que no son algo nuevo, dijo que tienen una larga historia, pero resulta sumamente importante no normalizarlo.

 

Guadalupe Aguilar Solache sostuvo que la violencia es una de las más grandes barreras para que las niñas, niños y adolescentes puedan ejercer sus derechos, crecer y desarrollarse. Su forma más extrema es el feminicidio, por lo que consideró urgente la tipificación de ese flagelo.

 

“No podemos ser indiferentes ante esta desafortunada realidad, basta recordar el desgarrador asesinato que sin duda sacudió los corazones y conmovió a millones de personas el mes pasado, me refiero sin duda al caso de la niña Fátima, delito que por demás no puede quedar impune”.

 

La propuesta de la legisladora contempla integrar una fracción al artículo 148 Bis del Código Penal local para que en el caso de feminicidio infantil, se aumentará de uno a veinte años la pena de prisión impuesta, cuando la víctima fuera niña o adolescente; a quien provoque la privación dolosa de la vida cometida en contra de niñas menores de edad o que no tengan capacidad mental, ya sea hija descendiente o colateral hasta en cuarto grado, hermana, adoptada, que tenga alguna relación afectiva o de cuidado, sabiendo el delincuente esta relación de responsabilidad, confianza o poder que les otorga su situación adulta sobre la minoría de edad de la menor.

 

Aguilar Solache consideró que la labor como congresistas es garantizar una vida libre de violencia para las niñas y adolescentes, ‘el caso de Fátima y de muchas niñas más no puede quedar impune, el castigo debe ser ejemplar y nuestra sociedad debe cambiar en su conjunto’, apuntó.

  

*****